Localiza tu producto

Luz
La experta en salud y belleza
Volver
post_barbas_836x400
Barba sí, pero bien cuidada
18 de marzo de 2016
Luz

Clara, Gala y yo hemos estado hablando y estamos de acuerdo en que… ¡nos gustan las barbas! Cortas, largas o XL, creemos que es una moda masculina que da mucho juego y que otorga mucha personalidad a quien la lleva. Lo que también tenemos claro es que si has decidido incluir la barba en tu look, debes conocer los mejores consejos para cuidarla y que luzca perfecta. Y, ¿quién tiene esos consejos? ¡Nosotras! Además, el Día del Padre puede ser el momento perfecto para que los hombres de la casa entren en el apasionante mundo de la cosmética para el cuidado de barbas.

No os asustéis pensando que vais a tener que hacer grandes virguerías, ya que cuidar la barba no va a salirse mucho de vuestra rutina de aseo diario. Aunque como siempre, todo dependerá del grado de implicación que queráis adoptar con estos cuidados.

Empecemos por el lavado: Vuestra barba está expuesta a muchas cosas a lo largo del día, restos de comida, humo en caso de ser fumadores o las propias inclemencias del tiempo que afectan a vuestra piel y por lo tanto también a vuestra barba. Por todo esto es muy importante lavarla cada día con un champú o jabón especializado en este tipo de pelo, ya que suelen ser productos menos agresivos, menos ásperos y formulados con compuestos orgánicos y naturales.

post_barbas_500x500_02

Sigamos con la hidratación: Hidratar la barba es uno de los puntos más importantes para que tu barba luzca brillante y con un aspecto saludable, porque no solo la hidratas y fortaleces, sino que de manera indirecta estás cuidando también tu piel. Para hidratarla no nos vale únicamente el agua con jabón o una crema convencional ya que dejan el pelo áspero y difícil de peinar, por eso debemos usar aceites o bálsamos creados específicamente para el pelo de la barba y con productos naturales. Os recomendamos que estén compuestos por aceite de Jojoba ya que es muy beneficioso para la piel, regula el nivel de grasa y da brillo.

post_barbas_500x500_03

Terminemos con el peinado: Una vez hidratada la barba, es el momento perfecto para peinarla, ya que el pelo está suave y manejable y así evitáis tirones y pelos rotos. ¿Y con qué la peinamos? Con un peine que se adapte a tu tipo de barba. Si tu barba es gruesa y densa, vas a necesitar un peine con púas grandes y con buena separación entre sus dientes. Por otra parte, si tu barba es pequeña o de pelo suave, no vas a necesitar mucho grosor en las púas del cepillo ni que exista mucha distancia entre ellas.

El consejo que te damos en este punto es que no te peines la barba nada más salir de la ducha, ya que está húmeda, el pelo está vulnerable y corres el riesgo de arrancarlo.

post_barbas_500x500_01

Tu barba es parte de ti, de lo que proyectas. Cuídala y luce un look muy personal.