Fit at home

Seguro que todavía a día de hoy alguno de vosotros está tratando de quitarse los kilitos de más que ganó en verano. Y por si no os habíais dado cuenta, la Navidad está a la vuelta de la esquina.

En el post de esta semana os traemos una buena rutina para empezar a cuidarse desde casa y poder llegar en forma a la tan dura época navideña.

1-Zancada delantera

Para este ejercicio poneos de pie con las piernas rectas, de forma que queden a la altura de las caderas. Dad un paso adelante con una pierna y flexionad el cuerpo hasta que la otra rodilla esté doblada 90 grados, casi tocando el suelo. Después dad otra zancada, pero esta vez con la otra pierna. Haced 10 zancadas con cada pierna.

2- Sentadilla y salto
Para este ejercicio deberéis poner la misma postura inicial que en la anterior. Poneos de pie con las piernas rectas, que queden a la altura de las caderas, pero esta vez con las manos detrás de la cabeza. Doblad las rodillas para coger impulso, y saltad tan alto como podáis. Justo al aterrizar bajad hasta la posición de sentadilla para el próximo salto. De esta forma conseguiréis mezclar un salto y una sentadilla al mismo tiempo.

3-Flexiones

Vamos ahora con los brazos y el pecho. A estas alturas de la película, seguro que no hace falta que os digamos cómo hacer una flexión, pero para los que todavía no habéis empezado, os diremos que debéis tumbaros en el suelo con las piernas separadas y las manos a la altura de los hombros. Levantad vuestro cuerpo y volved a llevarlo abajo hasta que el pecho casi toque el suelo. Intentad hacer el número máximo que podáis, y en caso de que no podáis hacerlas de este modo, recordad que el ejercicio también es eficaz, aunque apoyéis las rodillas en el suelo.

Post_3_01_500x500

4-Burpee
Este ejercicio involucra varios grupos musculares, por lo que es muy completo. En primer lugar, poneos de pie con los brazos a los lados de las caderas y los pies separados a la altura del ancho de las caderas. Primero, haced una sentadilla y cuando estéis en esa posición, llevad los pies hacia atrás y a la vez poneos en posición de flexión, haced una flexión y acto seguido volved a la segunda posición de sentadilla. Por último, deberéis aprovechar la situación de sentadilla para impulsaros y saltar lo más alto que podáis con las manos estiradas, como si fuerais a tocar el techo.

5-Abdominales

Os traemos un ejercicio con el que mejoraréis mucho vuestro abdomen sin tener que dejaros las cervicales en el intento: las planchas. La postura es igual que la de una flexión, solo que, apoyándonos en los antebrazos, y sin bajar el pecho hasta el suelo, sino apretando el abdomen y manteniendo la postura durante el mayor tiempo posible.

Haced 20 segundos, y descansad otros 20. A medida que pasen los días, los 20 segundos se deberán convertir en 25, y así, progresivamente.

6-Los inferiores

Hay muchos ejercicios para trabajar la parte inferior del abdomen. Pero desde ya os decimos que es la parte más difícil de definir, ya que es donde se almacena el famoso michelín. El flotador de pato que tanto cuesta quitar tanto a hombres como a mujeres. Para ello es importante una buena dieta y las conocidas elevaciones de piernas y tijeras, Dos ejercicios que, de hacerlos de forma correcta concentrando la fuerza en el abdomen, os garantizarán buenos resultados.

Post_3_02_500x500

Cuando hayáis realizado los ejercicios que os hemos citado, recordad que es muy importante ventilar la casa. Y para limpiar los rastros de esfuerzo que hayáis podido dejar en el salón de vuestras casas, nada mejor que el limpiasuelos de Las 3 Brujas. Dadle una pasada donde hayáis realizado el ejercicio que no solo secará rápido, sino que, además, dejará vuestra casa reluciente y con un aroma diferente y agradable.

 

Si miráis en internet, encontraréis cientos de ejercicios que hacer en casa, sin la necesidad de pesas, máquinas, o de ir al gimnasio, pero vamos a contaros un pequeño secreto… el ejercicio sin una buena alimentación no vale de nada. Es decir, por mucho ejercicio que hagáis, si luego cada vez que os lleváis algo a la boca es algo insalubre, no servirá de nada. Así que recordad que además del ejercicio, es importante vuestra dieta y un buen descanso. Ese equilibrio perfecto, eso que nosotras llamamos, el Gym y el Ñam.

El vino árabe

Si os preguntamos por el vino árabe, la mayoría seguramente nos diréis que jamás lo habéis probado. Pero seguro que, si os hablamos del café, la cosa cambia. Pues estad atentos, porque pronto vais a ver que no existe mucha diferencia entre ambos.

Por eso en el post de esta semana os hablaremos de unas de las bebidas más consumidas del mundo, ¡casi tanto como el agua! Una bebida con historia y que, para muchos, resulta imprescindible en el día a día. ¿Sabéis ya de cuál de las dos os hablamos, ¿verdad? Seguid leyendo si no.

Seguramente el café ya existía cuando nuestros tatarabuelos llegaron al mundo y, como muchos han sido los lugares que se han adjudicado su primera procedencia, en esta ocasión os explicaremos mejor, su etimología. La palabra “café” proviene de una palabra árabe con un significado conocido para nosotros: el vino. Y es que cuando los árabes comenzaron a consumir esta bebida, la apodaron como el “vino de grano”. Años más tarde, al llegar a Europa, aunque el nombre se mantuvo durante un tiempo, finalmente acabo apodándose como la conocemos hoy en día.

Pero vamos a contaros unas cuantas curiosidades más sobre esta bebida.

¿Sabíais que en muchos establecimientos, sobre todo en cadenas, utilizan aromas falsos? Seguro que muchas veces al ir caminando por la calle, el olor del café ha llamado vuestra atención y ha conquistado vuestras fosas nasales. Pues dejadnos deciros que, en muchos establecimientos, utilizan aromas falsos para intensificar el olor y que incluso, en ocasiones, al propio café se le añade potenciadores para darle más intensidad.

 Post_1_03_500x500

Pero si hablamos de curiosidades, dejad que os contemos que a pesar de que la primera receta de café data de 1901, fue George Washington el que inventó el primer café instantáneo en masa. Y a pesar de que la primera marca, “Red E Coffee”, no fuese un éxito, el café instantáneo se convirtió en un imprescindible entre los soldados americanos durante la Primera Guerra Mundial, y todo gracias a él.

 

Y siguiendo con la temática, se dice que la expresión “café americano” proviene de la Segunda Guerra Mundial, de cuando los soldados americanos llegaron a Italia y el café de los italianos les parecía tan fuerte, que lo que hacían era diluir el café expreso en agua. Sin embargo, el término no apareció hasta la década de los 70 y, por desgracia, nadie conoce el origen definitivo y real de este tipo de café.

 Post_1_02_500x500

Como decíamos al inicio, son muchos los países que se han adjudicado su procedencia, sin embargo, son menos lo que pueden presumir de hacer un buen café hoy en día. Por eso nosotras os vamos a dar un pequeño listado de los países en los que podréis disfrutar, de verdad, de esta bebida.

Brasil

Se trata de uno de los mayores productores del planeta. Dispone de una variedad arábica impresionante, y una de las principales características es que se trata de un café con un sabor dulzón.

Si vais a Brasil recordad pedir “um cafezinho, por favor”.

Colombia

En este caso, el colombiano es un café de variedad 100% arábica. Colombia dispone de un eje cafetero inigualable ubicado en el centro del occidente, más concretamente en la región andina. Se trata de un lugar con unas condiciones climáticas extraordinarias y con unas técnicas desarrolladas por campesinos, que hacen que su café sea de una calidad muy alta.

Indonesia

En primer lugar, os diremos que si queréis un café barato, el de Indonesia no es el vuestro, ya que se trata de uno de los cafés más caros del mundo. Pero si lo que queréis probar es un café especial, estáis de enhorabuena. Y es que en Indonesia existe un café llamado Kopi Luwak, hecho con las heces de un animal llamado la civeta. Como podréis imaginar, este café tiene un aroma fuerte, una gran intensidad y muy poco amargor, pero misteriosamente, al final deja un sabor dulzón.

Una opción, cuanto menos, diferente.

Seguramente muchos de vosotros sabréis mucho más que nosotras sobre esta bebida, pero dejad que os demos una última recomendación. Si de verdad queréis gozar del café y aprender a valorar su sabor, tomadlo siempre, siempre, sin azúcar. Quizá al principio os resulte algo amargo e incluso os resulte difícil de disfrutar, pero en cuanto os acostumbréis, empezaréis a valorar y apreciar de verdad esta bebida.

No volveréis a hacer dieta jamás

A primera vista este titular puede resultar sorprendente, pero cuando terminéis de leer este post lo entenderéis.

Seguro que la vuelta de vacaciones os ha traído, aparte del bajón postvacacional, algún kilillo de más en la mochila. Y seguro que, para intentar remediarlo, habréis comenzado la típica dieta de choque que, durante unas semanas, os reduce una talla pero que, tras unos meses, os trae dos más. Por eso creo que este es un buen momento para hablar de las dietas y de lo que debéis hacer a partir de ahora para que no volváis a caer en sus redes nunca más.

En primer lugar os diré que, en esta vida vuestra, no existen milagros (en la mía existen, pero los llamo magia). Es cierto que hay algunas dietas que ayudan a bajar de peso rápidamente, y que incluso algunos productos, como los quema grasas, ayudan a acelerar este proceso, pero en general te diré que ese tipo de fórmulas no funcionan. Lo importante, recordad, es cambiar de estilo de vida sin necesidad de sufrir a la hora de comer.

¿Sabéis qué son los ultra procesados? Seguro que muchas de vosotras habéis oído alguna vez este término, pero ¿seguro que sabéis qué son? Pues son esos productos que encontramos llenos de acidulantes, edulcorantes, colorantes, conservantes y todo tipo de “E”. Es decir, productos que no son reales. Seguramente creáis que no consumís ese tipo de alimentos, pero incluso en los productos etiquetados como “light” los incluyen en su composición. Entonces, ¿por qué creéis que vuestros productos aguantan en la nevera días y semanas sin ponerse malos?

03_Recurso1

Por eso es importante alimentarse con comida real. Y para esto no hay nadie mejor que nuestras abuelas. Seguro que si le preguntáis a vuestras abuelas acerca de las pizzas de supermercado o las tortillas de patata envasadas no sepan ni que existen, y seguramente por eso, la tortilla de vuestras abuelas, os haya sabido siempre como ninguna otra. Esto es debido a los ingredientes naturales que siempre han elegido. Aceite de oliva virgen extra, cebolla, patatas y huevos de campo. Ingredientes 100% naturales y sin añadidos.

03_Recurso3

No se trata de estar dos semanas a fruta y verdura, sino de que cuando acaben esas dos semanas, no volváis a las salsas de supermercado, las patatas de bolsa, las pizzas precocinadas, las latas envasadas, la bollería industrial…  en definitiva, a cualquier E-221, E-324 o cualquier cosa que en la etiqueta del producto no sea natural.

Sé que puede resultar difícil, pero es ahí donde radica verdaderamente el secreto del cambio. ¿Qué pasa si en lugar de echar azúcar a la fruta le añadís canela? ¿Qué pasa si en lugar de añadir a la ensalada medio litro de salsa le ponéis aceite, vinagre y sal? ¿Qué pasa si en lugar de decir que no tenéis tiempo y calentar un plato precocinado os ponéis una berenjena o un calabacín gratinado que supone el mismo tiempo en el horno? Son pequeños cambios que harán que vuestro cuerpo y vuestra mente empiecen a sentirse mejor.

03_Recurso2

Así que, si cambiáis vuestra forma de comer y empezáis a comer más productos naturales, vuestra alimentación será mucho más saludable y variada, lo cual hará que las dietas exprés desaparezcan. Así que recordad que, no se trata de sufrir adelgazando, sino de disfrutar mientras nos cuidamos.

Hablemos de felicidad

¿Os habéis preguntado alguna vez en qué consiste exactamente ser feliz? Hablamos muchas veces de esta sensación, ya que es algo que experimentamos en nuestra vida, pero… ¿qué significa exactamente ser feliz y cómo se consigue?

Muchas situaciones, momentos, personas, detalles… nos activan este sentimiento, por eso he querido hablar en este post de ellos y de cómo funciona la felicidad en el ser humano.

Según el Diccionario de la Real Academia Española, la felicidad se define como el estado de grata satisfacción espiritual y física; la persona, situación, objeto o conjunto de ellos que contribuyen a ser feliz; o la ausencia de inconvenientes o tropiezos.

Pero, al contrario de lo que la mayoría podría pensar, la felicidad depende más de uno mismo que de las circunstancias que le rodean. Según un estudio de la Universidad de Yale, el 40% de nuestra felicidad no depende de la genética, ni de nuestro nivel de vida, depende de nosotros. “Ser feliz requiere esfuerzo y ciertas rutinas” explican, y tanto es así, que han creado un curso sobre la felicidad que enseña nada menos que a ser (un poquito más) feliz.

04_Recurso1

Encontrar la felicidad puede resultar complicado, dado que, muchas veces, buscamos en el lugar equivocado. Puede ocurrir que no tengamos la actitud adecuada frente a las situaciones y circunstancias que la vida nos presenta, o que tengamos un concepto equivocado de lo que significa ser feliz. La alegría es parte de la felicidad, pero ser felices es algo más que estar contentos.

Estar satisfechos con vuestras vidas no tiene por qué significar estar agradecido, pero sí saber lidiar con nuestras expectativas, logros y autoestima. Es importante prestarle más atención a los momentos positivos, aunque sean pequeños detalles de nuestro día a día, ya que muchas veces los pasamos por alto y nos fijamos más en los negativos. Intentar aprender a ver el lado bueno de las cosas, es algo real y que ha de entrenarse como si se tratase de un deporte más, pero en este caso, es un ejercicio para la mente.

Otra de las “claves de la felicidad” consiste en saber escuchar nuestros sentimientos para saber, así, llenarlos de buenas maneras que vayan a proporcionarnos mayor armonía. Es decir, que no exista conflicto entre lo que queremos y lo que vivimos.

Dicho esto, me gustaría compartir algunas curiosidades acerca de la felicidad:

  • La sonrisa: cada persona tiene como mínimo 18 tipos diferentes de sonrisa dependiendo de cómo se sienta en cada momento
  • La música: escuchar música alegre no solo aumenta nuestra felicidad, sino que también nos relaja e incrementa la capacidad de ver caras sonrientes a nuestro alrededor. Con las canciones tristes, ocurre lo opuesto.

04_Recurso2

  • ¿Quién es más feliz? En primaria los niños son más felices que las niñas. Y las mujeres son más felices que los hombres hasta los 47, dónde a partir de ahí, toman estos el relevo.
  • La felicidad no depende del resto del mundo. Como he comentado antes, para ser feliz no es importante si tenemos el último modelo de coche, un cuerpo diez o mucho dinero en el banco, sino nuestra capacidad de adaptación.
  • Menos televisión, más felicidad. Lo que hacemos en nuestro tiempo libre define el grado de felicidad. Las personas más felices dedican más tiempo a la lectura mientras que las más infelices ven más la televisión.

04_Recurso3

  • Estamos preparados para ser felices. Las personas tenemos tantas trabas en la vida que nos generan infelicidad, que solo nos centramos en ellas y despreciamos muchísimas oportunidades para estar alegres.
  • La felicidad es una elección. El 40% de los niveles de felicidad están a nuestro alcance, ubicados en situaciones que se deberían convertir en hábitos cotidianos.
  • Aunque no lo creáis, las personas son más felices por la mañana. De la misma manera en la que sale el sol, lo hace nuestro sentimiento de la felicidad.

Escoger los ambientes en los que nos movemos, las personas con las que nos codeamos y las actividades que realizamos son puntos clave para alcanzar este sentimiento. Si os gustan los animales, pasar tiempo con ellos es una de las formas más sencillas y “puras” de llegar a estar alegres y de distraer la mente. El orden y la limpieza también producen una sensación de paz y de serenidad en nuestro cerebro, dado que nos sentimos más cómodos en el ambiente en el que nos encontramos, aunque en algunos casos, puede ser de manera inconsciente.

04_Recurso4

Es posible que, gracias a este post, hayáis aprendido alguna cosa más acerca de la felicidad. Debéis comprender que no existe una fórmula mágica de la felicidad, ni es algo que podamos comprar o adquirir, sino que se encuentra dentro de cada uno. Así que os motivamos a practicar buenos hábitos en vuestro día a día… ¡y que seáis muy felices!

Con la zurda

Hay una especie cada vez más extendida en nuestro planeta. Una especie que ya no necesita esconderse ni disimular. Que, aunque parezca que va a desmano, es igual que el resto de los mortales. Sí, hablamos de los zurdos.

Ya quedó atrás aquella época en la que estaba mal visto ser zurdo. En la que se les miraba con desconfianza y en la que incluso se les hacía cambiar de mano a la hora de escribir. Y aunque también es verdad, que todavía objetos como pupitres o instrumentos musicales no están adaptados, cada vez es más sencillo ser zurdo en cualquier ámbito de la vida.

Seguramente hay muchas cosas que no sabéis sobre los zurdos, bien porque nadie os las había contado o bien porque jamás os las habíais replanteado, y es por eso que en el post de hoy os vamos a contar curiosidades muy interesantes.

Utilizan mejor el cerebro

Se ha demostrado que muchos zurdos acceden más fácilmente a los dos lados del cerebro, algo que no sucede en los diestros. Esto significa que la creatividad es mucho mayor en ellos. También se ha demostrado que hay más personas zurdas que diestras, y que su es de más de 140.

 03_Recurso1

Desde el útero

Se dice que ya, incluso antes de nacer, se sabe si el bebé será zurdo o diestro. Y es que si el bebé es zurdo es probable que tenga la cabeza apoyada hacia la izquierda, y si, por el contrario, es diestro la tendrá hacia la derecha. Aunque podría ser solo una coincidencia, es algo que se repite en la mayoría de los casos.

Algo malo en el pasado

Se dice que hace muchos años, el hecho de ser zurdo estaba visto como un signo de maldad, neurosis y criminalidad. De hecho, la palabra left proviene de lyft, que resulta ser roto o débil. También se decía que las brujas hacían sus hechizos y maldiciones, siempre con la zurda.

Más vergonzosos y “enfadicas”

¿Sabéis los típicos estudios que se hacen por todas las universidades del mundo? Pues se dice que uno de esos estudios dictaminó que, los zurdos tienen mayor tendencia a ser vergonzosos, sentir miedo de errar y tener dudas a la hora de tomar decisiones. También se dice que tienen tendencia a tener problemas sus emociones, debido a una falta de equilibrio con el hemisferio derecho e izquierdo, lo que les lleva a ser más “enfadicas”.

03_Recurso2

¿Sabíais que muchas de vuestras estrellas son o fueron zurdos?

Seguro que no sabíais que muchas de las personas que admiráis son zurdos.

Políticos, deportistas, científicos o artistas, los zurdos famosos los hemos tenido siempre en nuestro día a día.

Einstein, Beethoven, Da Vinci, Mozart, Aristóteles, Bill Gates, Obama, Napoleón, Jimy Hendrix, Kurt Cobain, Messi, Maradona, Nadal o incluso Juana de Arco son y han sido algunos de los zurdos más ilustres.

03_Recurso3

Como veis ser zurdo no es mejor ni peor, simplemente significa ser diferente al diestro. Y como ya hemos visto en anteriores post, lo diferente muchas veces puede llegar incluso a ser mejor. Por eso la próxima vez que veáis un zurdo no os extrañéis, tratad de que os enseñe a utilizar un poquito mejor ambos hemisferios del cerebro y, sobre todo, ¡tened cuidado de que no se enfaden!

¿Pescado crudo? Sí, por favor

Las modas son las modas. Algunas efímeras y otras más longevas. Pero lo cierto es que, cuando llegan, pegan fuerte y es imposible resistirse a ellas. Al menos durante un tiempo. Y como en España amamos la comida, existe una que lleva ya un tiempo entre nosotros y parece que ha llegado para quedarse. Sí, hablamos del sushi. Ese alimento que al principio causó rechazo por el pescado crudo, ahora lo encontramos incluso en el menú de las bodas más atrevidas.

Por eso en el post de esta semana, nos acercaremos a la realidad del sushi. Su significado, sus estilos y variedades, todo lo que lo envuelve y todo lo que desconocemos de esta famosa preparación emblemática de la gastronomía japonesa más tradicional.

Aunque rastrear el origen de un plato o un alimento en ocasiones es una tarea dura, con el sushi se dispone de más datos. La referencia más temprana del plato japonés aparece nada menos que a principios del siglo VIII, en el año 718, en un documento legal del periodo de la historia de Japón. Ya en aquel entonces la preparación era similar a la de ahora, con una especie de sushi fermentado en el que tanto el arroz como el pescado, eran mezclados.

En aquella época, esta elaboración era un modo más de conservar el pescado sin emplear demasiada sal en el proceso. Y se preparaba de esta manera para que las capturas fuesen comestibles durante más tiempo.

Con el tiempo, la combinación de ambos ingredientes con sus amplísimas posibilidades fue asentándose como una elaboración culinaria. Fue entonces cuando arroz y pescados comenzaron a consumirse juntos como plato.

Pese a los cientos de años que llevaba aumentando de forma considerable el consumo del sushi en Osaka, fue en Tokio cuando comenzó a darse a conocer, a mediados del siglo XVIII. A partir de esta época el sushi comenzaría a preparase en numerosas casas de comida para llevar y restaurantes conocidos con el nombre de “Edo-san-sushi”.

Más adelante, en el siglo XIX, el cocinero nipón Hanaya Yohei inventaría la variedad del nigirizushi conocida como kantō. Como ya se hizo tiempo atrás, se dejó la fermentación de lado para emplear el arroz con los diferentes tipos de pescado. Estos se marinaban con salsa de soja o vinagre, se salaban con generosidad y, a veces, incluso se cocinaban. Siempre con el objetivo de poder alargar la vida del pescado. La ingesta de este plato siempre se hacía con las manos o palillos de bambú, los cuales han sido heredados también en la actualidad.

Este era el comienzo del sushi como un tipo de la comida rápida. Pero no por ello resultaba ser una comida pobre o mal vista. En este plato, la calidad, comenzando por la frescura de los ingredientes, es capital.

Post_4_02_500x500

Y como la información es poder, aquí os traemos también unas cuantas curiosidades que seguro que no sabíais y que os resultarán de gran interés.

  • Existe una Universidad de Sushi. La figura del cocinero de sushi se conoce como Itamae, un maestro que ha estudiado durante años en universidades especializadas en sushi. Los licenciados tardan hasta cuatro años en poder tocar un pez, y reconocen su calidad con sólo verlo en el mercado.
  • Las mujeres no pueden hacer sushi. Tradicionalmente, solo los varones pueden preparar este plato japonés. La razón, según explican, es que las mujeres tienen la temperatura corporal más alta, por lo que alteran el sabor del arroz cuando lo preparan.
  • Podéis comerlo con las manos. ¿Tanto tiempo invertido en aprender a usar palillos para esto? Pues sí, la manera tradicional de comer sushi es con las manos, así que olvidad los palillos.
  • Seguid siempre un orden para comer. No empecéis a comer sushi a lo loco. Idealmente, debéis empezar por el pez que tenga un sabor más ligero, y acabar con los sabores más fuertes. Degustad primero los de color blanco y luego los rosados y rojos.
  • La tradición es con atún. En España siempre pedimos maki de salmón y atún, pero en Japón los primeros son realmente raros y difíciles de encontrar. De hecho, se considera que fueron los noruegos los que introdujeron el salmón en su cocina en los años ochenta.
  • Jamás con aguacate. ¿De verdad pensabais que en Japón tenían aguacate? Pues no. Todas las variedades de California roll (maki con aguacate, mayonesa, queso filadelfia y salsa picante) fueron inventadas en Estados Unidos y Brasil. A los nipones les parece muy raro utilizar estos ingredientes y de hecho los encontrarás muy poco en el país.

Post_4_01_500x500

Seguro que a estas alturas os están entrando muchas ganas de un buen plato de sushi. Así que os dejamos, pero eso sí, recordad los consejos que os acabamos de dar para poder disfrutar este plato como se merece.

 

El control de cuerpo y mente

En nuestra sociedad, resulta imposible parar un segundo muchas veces. Respirar profundamente y ser conscientes de lo que tenemos a nuestro alrededor. De tomar una perspectiva diferente de lo que ocurre en nuestras vidas y ver las cosas de una manera distinta.

En el blog de esta semana venimos a hablar del yoga. Una práctica cada vez más instaurada en nuestro país y que consiste en eso precisamente, en parar, respirar, y relajar cuerpo y mente.

El yoga es una práctica que nació en Oriente, y tardó cientos de años en ser conocida en Europa. Una disciplina física y mental que se originó en la India. El yoga no es solo una disciplina física limitada a realizar ciertas posturas o ejercicios respiratorios. Tras la palabra yoga se encuentra una milenaria filosofía que hasta nuestros días demuestra su vigencia.

Los objetivos son el control de las alteraciones mentales, la reducción de los sufrimientos, el desarrollo de la espiritualidad y la capacidad de discernir entre lo bueno y lo malo. Un estado mental que nos ayuda a encontrar nuestros límites, ampliar nuestras fronteras y relajarnos.

Historia del yoga en Occidente

No fue hasta los años 60 cuando Occidente descubrió el yoga. Mientras Maharishi Mahest popularizó esta práctica centrándose en la meditación, Swami Sivananda fue ganándose la fama de gurú con su sistema yóguico basado en cinco principios: La relajación, la respiración, los ejercicios, los pensamientos positivos y la meditación

Desde entonces, el yoga ha viajado en el espacio y en el tiempo hasta convertirse en un fenómeno mundialLas técnicas han evolucionado, pero los movimientos y los ideales originales se han mantenido a pesar de los años.

Post_1_01_500x500

Aquí os dejamos algunos datos importantes que debéis saber si practicáis yoga o estáis por empezar a hacerlo:

-La práctica de yoga se enfoca en el aquí y en el ahora, para ayudar a que la mente no divague en pensamientos del pasado o el futuro. Concentrado en una postura y en una respiración, lograrás por unos instantes llevar tu mente al momento presente y dejar de lado las preocupaciones.

Yogi es un hombre que practica yoga mientras que yogini es el sustantivo femenino.

-Namasté es una expresión de saludo originaria de la India y es lo que se acostumbra decir al terminar una clase de yoga. El significado se refiere a la divinidad dentro de uno mismo que se inclina ante la divinidad en otros.

Post_1_02_500x500

-Ayuda contra las enfermedades. Es indiscutible que su práctica es perfecta para todo el cuerpo. Investigadores analizaron a un grupo de 191 mujeres diagnosticadas de cáncer y el grupo que practicó yoga tres veces a la semana presentaron “menos fatiga tras la quimioterapia y un mejor estado de salud”.

No importa si lo habéis practicado alguna vez o si sois unos expertos en la materia. Nunca es tarde para empezar con el yoga. Lo importante es escuchar y controlar vuestro cuerpo.  Así que concentraos en vosotros mismos y en respetar a vuestro cuerpo y con el tiempo y la constancia, cada vez iréis dominando más y más posturas y por lo tanto, dominando vuestro cuerpo y mente.

 

Gluten sí o Gluten free

Dolor de estómago, diarrea, vómitos, tripa hinchada, falta de apetito. Son algunos de los síntomas que han podido sufrir las personas celíacas. Y es que estas son solo algunas de las manifestaciones que puede presentar la enfermedad celiaca, una patología que afecta a uno de cada 100 nacidos en España.

En el post de esta semana hablaremos sobre este tipo de enfermedad, en qué consiste, qué tipo de alimentos deben ser ingeridos y cómo podremos saber si somos celíacos o no.

¿QUÉ ES LA CELIAQUÍA Y QUÉ SÍNTOMAS PRODUCE?

La celiaquía es una condición del sistema inmunitario en la que las personas no toleran una proteína llamada gluten, que se encuentra en los cereales (trigo, avena, cebada, centeno). Cuando las personas con intolerancia comen alimentos que contienen gluten, su sistema inmune responde y se produce el daño en el intestino delgado.

Cada persona celíaca sufre diferentes síntomas. Algunos los sufren en el sistema digestivo y otros en otras partes del cuerpo. Hay personas que pueden tener diarrea y dolor abdominal, mientras que otras pueden sentirse irritables o deprimidos. Y en algunos casos, incluso pueden llegar a no presentar síntomas.

Lo que sí es cierto, es que existe un componente genético. Por lo que es más frecuente en determinadas familias que en otras. Y, por lo tanto, si alguno de vuestros familiares lo sufre, tendréis más posibilidades de sufrirlo vosotros también.

¿CÓMO DETECTARLO?

Para detectar la enfermedad hay varias maneras. Una de ellas consiste en los análisis de sangre, los cuales pueden ayudar al médico a diagnosticar la enfermedad, aunque en ocasiones el diagnóstico pueda llegar a ser difícil, ya que los síntomas que produce esta enfermedad también aparecen en otras muchas enfermedades.

Otra forma de detectar la enfermedad es estudiar una biopsia de la mucosa del intestino delgado, para saber así, si existe o no la enfermedad.

TRATAMIENTOS Y ALIMENTOS APTOS

Lamentablemente os diremos que no existen tratamientos para este tipo de intolerancia. El único modo de combatirlo es evitando todos aquellos alimentos que contengan gluten, incluso en cantidades mínimas.

Pero afortunadamente, existen muchos alimentos naturales libres de gluten, que se pueden incluir en la lista de “comidas para celiacos”.

Os dejamos una lista de alimentos que SÍ podréis consumir en caso de que seáis alérgicos a este tipo de proteína:

 Post_4_01_500x500

  • Vegetales
  • Frutas
  • Carne de ave y ganado
  • Pescado y mariscos
  • Leche y derivados
  • Huevos frescos
  • Arroz
  • Maíz
  • Patatas
  • Soja
  • Tapioca
  • Sorgo
  • Alubias
  • Mijo
  • Quínoa
  • Amaranto
  • Lino
  • Chía
  • Yuca

Además, afortunadamente para muchos, cada vez son más los alimentos libres de gluten que, además de consumir a diario, también gusta consumir de vez en cuando a modo de capricho:

  • Cerveza
  • Postres y pasteles
  • Cereales
  • Golosinas y dulces
  • Galletas
  • Patatas fritas

Así que, si sois celíacos, no os preocupéis, porque no os impedirá llevar una vida normal. Lo único que debéis hacer es aprender a convivir con ello. Así que salid e investigad en vuestra localidad, ya que cada vez es más frecuente encontrar tiendas y restaurantes “sin gluten”.

Trucos para tener una mente brillante

Para una bruja como yo, que siempre estoy truco por aquí, hechizo por allá, es imprescindible que la cabeza funcione a las mil maravillas. Pero también entiendo que para una persona como tú, que entre la familia, el trabajo, la casa y los amigos estás siempre con cientos de cosas a la vez, esto también resulte imprescindible.

Por eso hoy te voy a contar los trucos que utilizo para que mi cabeza funcione a pleno rendimiento y no falle nunca cuando me concentro a la hora de hacer uno de mis conjuros. Ya verás como te vienen fenomenal.

Lee tanto como te sea posible.

La lectura es una de la formas más eficaces de entrenamiento mental que existen y es que su práctica pone en funcionamiento diversos procesos mentales como la percepción, la memoria y el razonamiento. Además, cuando leemos interpretamos letras, palabras y frases en imágenes mentales y así somos capaces de dotarles de un significado válido para nosotros. Por ello, mientras leemos, nuestra imaginación y creatividad florecen al tiempo que lo hace nuestro vocabulario. También debes de tener en cuenta que cuanto más ambiciosa sea tu lectura, mayor será el aprendizaje que recibas.

 POST_MAR18_S1_500x500-1

Entrena tu memoria.

Cuando se trata de estimular nuestras capacidades cognitivas pocas cosas son tan útiles como ejercitar la memoria. Para ello existe una gran cantidad de ejercicios que consisten en retener información auditiva o visual o los crucigramas, los juegos matemáticos como el sudoku, los rompecabezas o el ajedrez.

Si decides poner en práctica este consejo, y para que no te desesperes ni frustres en tu primer intento, te recomiendo que comiences por ejercicios de nivel sencillo y, poco a poco, vayas aumentando el nivel de dificultad.

 POST_MAR18_S1_500x500-2

Aprende un nuevo idioma.

El aprendizaje de un idioma es una de las actividades de entrenamiento mental que más áreas de la corteza cerebral implican en su práctica. Según diversos estudios, aprender un nuevo idioma puede ayudar a prevenir el alzheimer y, además, ha quedado demostrado que las personas bilingües tienen unas mayores capacidades de concentración y aprendizaje.

Quizá a estas alturas llegar a ser bilingüe resulte muy complicado, pero el simple hecho de esforzarse en aprender un idioma y de ponerlo en práctica, ayuda enormemente a generar reserva cognitiva. Una práctica sencilla es que, a partir de ahora, veas las películas y series en versión original con subtítulos en español.

 POST_MAR18_S1_500x500-3

Descubre qué hay fuera de tu zona de confort.

Cuando decidimos cambiar nuestros hábitos y empezar a realizar nuevas actividades a las que nuestro cerebro no está acostumbrado contribuimos enormemente a estimularlo, especialmente si se trata de actividades que supongan un reto intelectual.

Como ejemplo se me ocurre que aprendas a tocar un instrumento musical, comiences a estudiar algo que te guste o, incluso, que conozcas gente nueva con inquietudes similares a las tuyas.

 POST_MAR18_S1_500x500-4

Come saludable y practica deporte.

Llevar una dieta sana y practicar actividades deportivas ayudan considerablemente a mejorar la salud de tu cerebro. En el caso de la dieta, te recomiendo que comas alimentos ricos en proteínas y ácidos grasos omega 3. Así ayudarás a tu cerebro a estar “bien alimentado”. En cuanto a la práctica de deporte, ya sea aeróbico o cardiovascular, te sugiero que lo adaptes a tu condición física y que paulatinamente vayas aumentando la intensidad. De esta forma aportarás grandes beneficios a tu sistema cognitivo.

POST_MAR18_S1_500x500-5

Con estos trucos seguro que eres capaz de quitar esas pequeñas motitas de polvo que hay en tu cerebro y, sobre todo y más importante, de sacarle brillo.

El cáncer, esa palabra tabú

Pasan los años y aún existe el miedo a la palabra cáncer. Y no es para menos, ya que se trata de una enfermedad que se lleva a millones de personas al año en todo el mundo.

El escritor y guionista Albert Espinosa, afirma que el cáncer le hizo perder una pierna, pero también ganar un muñón. Lo cierto es que resulta difícil afrontar el cáncer con tanta positividad, pero sí podemos enfocarlo de una manera más optimista y abierta.

En el post de esta semana hablaremos sobre el cáncer, sobre su origen y su porqué, y sobre qué tipo de reacciones y comportamientos debemos adoptar ante una persona que está pasando por esta enfermedad.

El término cáncer engloba un grupo numeroso de enfermedades que se caracterizan por el desarrollo de células anormales, que se dividen, crecen y se diseminan sin control en cualquier parte del cuerpo.

Pero para explicar el cáncer, hay que entender que, normalmente las células humanas crecen y se dividen para formar nuevas células a medida que el cuerpo las necesita. Cuando las células normales envejecen o se dañan, mueren, y células nuevas las remplazan. Sin embargo, en el cáncer, este proceso ordenado se descontrola. A medida que las células se hacen más y más anormales, las células viejas o dañadas sobreviven cuando deberían morir, y células nuevas se forman cuando no son necesarias. Estas células adicionales pueden dividirse sin interrupción y pueden formar masas que se llaman tumores.

Puede resultar muy difícil enterarse que alguien de alrededor tiene cáncer. Es posible que automáticamente surjan muchas preguntas sobre cómo hablar y actuar alrededor de una persona que lo padezca. Por eso os traemos varios consejos.

 

  • Dejad que la persona tome la iniciativa. Si quiere hablar, escuchad atentamente.
  • Procurad sentiros bien y hacer sentir bien a la otra persona durante los silencios en la conversación. El silencio puede ayudar a la persona con cáncer a enfocar sus pensamientos. A veces el silencio conforta y permite al paciente expresar mejor lo que está pensando y sintiendo.
  • Tratad de mantener contacto visual. Esto le da a la otra persona la sensación de estar realmente presente y que se le está escuchando con atención.
  • Las miradas, caricias y sonrisas logran vencer las barreras de la enfermedad para el paciente.
  • Procurad no dar consejos. Dar consejos buenos es difícil cuando no es uno mismo quien está en la situación de la persona. Es más seguro hacer preguntas o escuchar.
  • Evitad frases como: “Sé cómo te sientes”. La persona puede sentirse incómoda, ya que es una situación muy delicada que cada uno afronta como puede.
  • Las personas con cáncer no siempre quieren pensar o hablar de la enfermedad, ya que no es agradable sentirse identificados como “pacientes de cáncer”. El reír y hablar acerca de otras cosas son a menudo distracciones bien recibidas.
  • Tratad de hacer juntos tantas cosas como sea posible. Si siempre habéis jugado a cartas, ¡comenzad a jugar nuevamente! Lo mismo con todas las actividades. Preguntad a la persona con cáncer si necesita tomar un descanso. Procurad no tomar muy a la ligera los efectos de la enfermedad, pero evitad la sobreprotección, y animadle a pasar tiempo con vosotros y los demás.

POST_3BRUJAS_500x500_feb18_1smna

Y como último consejo y el más fundamental, siempre siempre, sed vosotros mismos. Tratad de no preocuparos sobre si estáis haciendo las cosas de la manera correcta. Dejad que vuestras palabras y actos salgan del corazón. La compasión y preocupación sincera son las cosas más importantes que le podréis transmitir en este momento.