Tu nueva rutina de limpieza

¿Alguna vez te has preguntado cómo hacer rutina de limpieza semanal eficiente y cómo cumplirla? Nosotros sí, así que queríamos compartirlo con vosotros para facilitaros la faena.

¿Por qué hacer un horario de limpieza?

No más limpieza frenética: tu casa estará razonablemente limpia todo el tiempo si cumples con su horario de limpieza.

Comparte las responsabilidades: generalmente termina haciendo toda la limpieza una misma persona simplemente porque sabe lo que se ha hecho y lo que hay que hacer. Si hay un horario y una rutina común, se les pueden asignar cosas que hacer y que aún no se han hecho.

Menos estrés: cuando la casa no está limpia, siempre sientes que tienes algo que deberías hacer, lo que dificulta que nos relajemos. Si seguimos un horario, podemos relajarnos una vez que hayamos hecho todo lo de la lista.

Mayor eficiencia: si no tenemos planificadas las tareas, se desperdicia tiempo averiguando qué hacer. Con un horario, todo está planeado para que solo sea empezar y ponernos. No solo eso, tu rutina puede adaptarse a las fortalezas y disponibilidad de los miembros de tu familia.

Recursos-rutina-500x500-01

Los 7 pasos para un horario de limpieza son los siguientes:

  1. Determina la duración de tu horario

Antes de comenzar a enumerar tus tareas, debes determinar la duración de tu rutina, ¿será semanal, quincenal o mensual? La mejor opción es hacer una rutina de 4 semanas porque de esa manera podemos incluir tareas que hacer diariamente y mensualmente, como revisar los detectores de humo para proteger el hogar en caso de incendio.

  1. Haz una lista de tus tareas

Haz una lista de todo lo que puedas pensar que necesita limpieza. Adapta tu lista a tu hogar, a tus espacios, a tus necesidades y a tu familia.

 

  1. Determina la frecuencia de las tareas.

Para determinar la frecuencia con la que necesitas realizar una determinada tarea, piensa en lo que tiene sentido y lo que es razonable para ti y tu hogar. Si tienes una habitación de invitados que nadie usa, quizás solo necesite desempolvarla una vez al mes. Si tienes 2 perros que dejan pelo, probablemente necesites aspirar más que el hogar promedio.

Es posible que tengas algunas tareas que solo necesitas hacer una vez al año o varias veces al año. Para esas tareas, asígnalas como limpieza de otoño o primavera.

 Recursos-rutina-500x500-02

  1. Asigna tareas específicas a días específicos

Si hay un día de la semana que estás particularmente ocupado, no programes ninguna tarea para ese día. Y si deseas tener un par de días libres cada semana, también está bien. Haz lo que tenga más sentido para ti.

 

  1. Asignar personas a tareas

Asignar tareas a la persona más calificada. Si sois varios miembros de la familia o compañeros de piso, ten en cuenta las habilidades de cada uno.

 

  1. Ponlo por escrito

Lo puedes hacer como quieras, una buena forma es usar una plantilla que puedes ir modificando y adaptando en función del mes.

 

Y finalmente: ¡cúmplelo! Es más fácil decirlo que hacerlo. ¿verdad? Este es definitivamente el paso más difícil. Si no, oblígate a poner 1€ en un frasco cada día que no termines tus tareas pendientes, pero haz lo posible para que tu rutina de limpieza se cumpla porque si tu hogar está ordenado y limpio, tu vida, probablemente, también.

Ideas para compartir en casa

A medida que se posponen los conciertos, se cancelan los eventos deportivos, se cierran las escuelas y se cierran los puntos turísticos, los expertos recomiendan que incluso aquellos que no muestran signos de enfermedad se queden en casa durante este tiempo de pandemia global. Así es: se recomienda la cuarentena.

Aunque permanecer en el hogar es una buena manera de protegerse a sí mismo y a los demás afectados por el coronavirus, es una medida importante para ayudar a “aplanar la curva” de los casos diarios que ejercen presión sobre nuestro sistema de atención médica. Quedarse en casa podría conducir a un mal menor: el aburrimiento y la locura.

¿Qué hay que hacer mientras te quedas en casa? Aquí tienes muchas sugerencias para ayudar con la cuarentena de las maneras más interesantes posibles, y tal vez incluso lo más productivo posible.

  1. Completa un puzle: ¡cuantas más piezas, mejor! ¿Quieres más? Enfréntate al cubo de Rubik. ¿Eres más de letras? ¡Crucigrama!
  1. Empieza un diario o blog. Claro, puede tratarse del coronavirus, pero también podría tratarse de un interés específico desde el ajedrez hasta el queso.
  1. Si no molestas a tus vecinos: quítale el polvo a ese viejo instrumento y practica.
  1. Aprende a hacer yoga, por muy difícil que te parezca.

Post L3B 27_marzo_500x500_3

  1. Escribe poesía. Quizás puedas crear un haiku para el Día de la Madre, o algo sin una estructura específica. ¡Solo inténtalo!
  1. Mira todas las películas largas que has evitado hasta ahora.

 Post L3B 27_marzo_500x500_2

  1. Descarga Duolingo, o una aplicación similar, y aprende un idioma extranjero.
  1. Finalmente, lee “Infinite Jest”, “Les Miserables” o incluso “The Stand”,”Ulises”.
  1. Medita. Intenta tumbarte con los ojos cerrados, las palmas hacia arriba y concéntrate en la respiración. O pasa 20 minutos sentado con las piernas cruzadas y repite una palabra tranquilizadora en la cabeza. (Esto último se parece más a la meditación trascendental).
  1. Mascarillas, crema hidratante, ¡ay! Regálate una rutina de cuidado de la piel de 10 pasos para la que no tienes tiempo durante una semana laboral normal.
  1. Mira fotos de cachorros.
  1. Crea la tabla de charcutería más atractiva posible, pero solo puede usar alimentos que ya tengas en la nevera o en la despensa.
  1. Habla con tus plantas. ¿Cómo están? Asegúrate de que reciban la cantidad de luz solar que deberían recibir. Revisa su tierra. Agua si es necesario.

 Post L3B 27_marzo_500x500_4

  1. Escribe cartas reales a familiares y amigos. Ya las mandaras cuando acabe.
  1. Aprende caligrafía. YouTube puede ayudar.
  1. Lee las instrucciones de esos juegos de mesa largos e intensos que nunca has jugado con la familia. Anime a la familia a jugar. El Catán por ejemplo.
  1. Ponte una telenovela. Silencia el sonido y crea tu propio diálogo.
  1. ¿Tienes un espacio en tu casa donde van todos los tupperware? Organízalo y combina las tapas con los recipientes.
  1. Pruébate toda tu ropa y determina si “despiertan alegría” a lo Marie Kondo.
  1. Tiñe tu cabello de un nuevo color. Nadie más necesita verlo si no te gusta.
  1. Si compartes piso, haz una reunión de compañeros sobre cómo ser más considerados los unos con los otros, especialmente mientras vayáis a pasar más tiempo juntos. Haz algo de comer para la reunión.
  1. Hornea, haz pruebas con nuevas recetas.

 Post L3B 27_marzo_500x500_6

  1. Mira las películas que ganaron los Oscar a la mejor película.
  1. Escribe una obra de teatro protagonizada por tus seres queridos. Realícelo a través de una aplicación de video llamada.
  2. Vuélvete viral en el buen sentido haciendo un TikTok con temas de cuarentena.

 

En definitiva, tienes infinidad de cosas que hacer mientras te quedas en casa, innova y desarrolla tu imaginación como nunca antes lo habías hecho, por el bien de todos.

Como hacer que tu casa no parezca un mercadillo

Encontrar un hogar no siempre es fácil: ubicación, condiciones, distribución de la casa… Pero cuando finalmente lo encuentras es importante crear en él el mejor espacio y eso implica saber deshacerse de cosas. No queremos ser Marie Kondo pero después de Black Friday y con la Navidad a la vuelta de la esquina es un buen momento para ponerse a hacer una limpieza de las cosas que hay por casa, para dejar espacio a nuevas incorporaciones.

 

Primero debemos pensar que el orden que hay en nuestra casa es un reflejo directo de nuestra conciencia y perspectiva sobre nuestro propio estilo de vida, así que lo que tenemos en casa es una elección de cómo deseamos vivir. Así que, pensando en quién somos lo podemos reflejar en nuestro hogar: minimalistas, detallistas, abstractos…

Es importante que reserves tiempo para este proceso y hacerlo de una sola vez, sin dejarlo a medias, ya que será clave para no tener que hacerlo en mucho tiempo.

 

El primer paso es ser conscientes del nivel de almacenamiento que tenemos disponible y cómo lo llenamos para evitar el efecto rebote. ¿Qué es el efecto rebote? Es lo que ocurre cuando estamos ordenando: lo que hacemos es almacenarlo todo en un armario, cajón o estantería y tarde o temprano se llenan y volvemos a tener el mismo problema, el caos. Nos encontramos con que nuestros espacios de almacenaje están llenos y no sabemos qué hacer.

 

 

Por eso, debemos empezar por la eliminación: vaciemos los espacios de almacenaje para ver de qué nos podemos deshacer, poniendo todo (sí, todo) en un mismo lugar para que veamos la magnitud de lo que tenemos almacenado. Es muy importante que seamos escrupulosos en este proceso y firmes: solo se quedará en casa lo imprescindible para vivir, lo demás deberá ser desechado.

Tu pregunta siempre debe ser: ¿lo necesito porque me hace feliz?

Empecemos por la ropa, coge cada prenda y pregúntate hasta qué punto te gusta, cuántas veces le has dado función en el último año y si te sigue apeteciendo usarla. Nada de quedarte con tallas más grandes “porque nunca se sabe” ni con tallas más pequeñas porque “igual bajo de peso”. Lo que no se usa, se deshecha.

A continuación, sacamos los libros, papeles y objetos varios de estanterías. Y hacemos lo mismo: ¿lo necesito porque me hace feliz? Solo quédate con los que la respuesta sea claramente: sí.

recurso1

Y finalmente, los objetos sentimentales. La misma pregunta, si te cuesta mucho decidirte date un período concreto de tiempo, con temporizador incluido si lo necesitas 10 segundos para responder a ¿lo necesito porque me hace feliz?

Así es como cualquier limpieza debería empezar y acabar.

Por último, siempre tenemos que pensar en no tirar lo que desechamos sino en donarlo porque puede haber personas que lo necesiten: la ropa, los libros, pequeños electrodomésticos que ya no queramos… Hacer una limpieza intensa es una buena forma de transformar nuestro espacio y provocar también un cambio en nosotros mismos.

recurso2

Disfruta del otoño dentro y fuera de casa

El otoño es la estación perfecta para redecorar tu casa. Y hacer que sea el espacio idóneo para disfrutar de estos meses al 100%. Pero antes de ponerte manos a la obra, te enseñamos cinco tendencias decorativas del 2019 – 2020:

  • Regresan los colores más naturales en tonalidades más claras. Se utilizan la madera y la piedra natural e incluso el cemento y el hormigón a la vista tanto en paredes y suelo como en azulejos con los que puedes decorar las paredes de la cocina y el baño. También vuelven los vasos y platos de cristal tradicionales. Y seguro que son bienvenidos en tu casa.
  • El terciopelo ha venido para quedarse. No se trata de una moda pasajera sino de una tendencia duradera. El terciopelo le dará un toque elegante y sofisticado a tu casa. Es ideal para tapizar sofás, sillones y sillas.
  • Flores, flores everywhere. Las flores están de moda este año. Sobre todo en diseños grandes como papeles pintados y textiles con los que llenan de color cualquier estancia de tu casa.
  • Edad de Oro. Además de los grifos, lámparas, pomos o tiradores de los armarios, los detalles y los complementos se tiñen de color oro y brillan en cada rincón de la casa.
  • El techo reclama toda la atención. Y también sus posibilidades decorativas que aporten carácter sin resultar excesivos. Puedes pintarlo de otro color o elevar su altura hasta el infinito y más allá.

500x500-3ªsemana-interiorcasa

Pero para disfrutar de la nueva decoración de tu casa tienes que tener la casa limpia. Y el otoño es una época difícil. Porque tu hogar se convierte en el punto de reunión favorito y lo que más te apetece es quedarte en casa viendo una serie con tus amigos y tu familia. Pero la suciedad se multiplica y tienes que tomar medidas como estas:

  • Cambia las sábanas una vez a la semana. En las camas se acumula mucho polvo de por sí y al ser el lugar en el que dormimos, conviene tenerlo limpio y fresco.
  • Las toallas y la humedad son malas compañeras. Cambia cada pocos días las toallas y si están húmedas o mojadas ni se te ocurra secarte con ellas porque están llenas de bacterias.
  • Hasta la vista, cortinas. Al menos una o dos veces al año tus cortinas deberían visitar la lavadora y despedirse del polvo acumulado. ¿A qué estás esperando?
  • Haz el cambio de armarios. El otoño ya está aquí y es un buen momento para cambiar los bikinis, bañadores, vestidos y pantalones cortos por jerséis, abrigos y pantalones largos. Y saca los edredones y nórdicos porque pronto los vas a necesitar.

500x500-3ªsemana-armario

  • Acaba con todo el polvo. Utiliza los productos de limpieza de Las 3 Brujas para limpiar los muebles y acaba con el polvo que se acumula en las molduras, esquinas y el resto de sitios difíciles de tu casa.

Además de decorar tu casa y limpiarla, también puedes hacer planes al aire libre que son típicos de esta estación como:

  • Comer castañas, ya que este alimento es uno de los más característicos del otoño. Además, es un fruto seco bajo en grasas y la mitad de su composición son hidratos de carbono y fibra. Si estás dándote una vuelta por tu ciudad y te llega el aroma de las castañas asadas, no dudes en comprarte un cucurucho porque están riquísimas.

500x500-3ªsemana-castaña

  • Recoger setas. Es un buen momento para hacer una escapada y recoger unas cuantos hongos. Y además, por los campos, bosques y montes de casi toda España puedes encontrar. Pero en lugares como la Sierra Norte de Madrid, el Valle de Ambroz y el Parque Natural de las Sierras de Cazorla Segura y las Villas, hay más variedades de setas. Pero ten cuidado, si no eres un micólogo experto no realices esta actividad.

Si te gustan las castañas y eres gallego, estás de suerte. Porque en esta comunidad autónoma se celebra el Magosto, una fiesta tradicional muy arraigada. Antaño se celebraba el fin de la recogida de la castaña asando este fruto seco y tomando vino nuevo. Y se juntaban los vecinos, la familia y los amigos. Actualmente se sigue haciendo lo mismo, ya sea en la ciudad o en el pueblo, lo importante es estar rodeado de la gente a la que más quieres y disfrutar de unas buenas castañas asadas.

Cómo bajar la temperatura de tu casa en verano

¿Conoces alguna forma de mantener tu casa algo más fresca en verano? No, la respuesta “bajando la temperatura del aire acondicionado” no vale, claro. Para quienes no tienen, para quienes no aguantan tenerlo encendido desde que se levantan hasta que se acuestan o para quienes sencillamente no quieren tener una factura de electricidad disparada, aquí traigo una serie de prácticos consejos que contribuirán a que nos libremos de algún que otro sofoco en nuestro hogar.

Empieza el día y empieza por ventilar la casa. ¿La regla? Cuanto más temprano mejor. En condiciones normales debemos hacerlo a las horas más frescas del día, especialmente al amanecer, nunca más tarde de las 9 de la mañana. Porque según en dónde vivas, en verano y ya a esa hora, el sol empieza a apretar. Así que en cuanto te levantes, que corra el aire. Deja puertas y ventanas abiertas para que se establezcan corrientes.

Sí, corriente. Un término que los arquitectos en sostenibilidad llaman “ventilación cruzada”. O lo que es lo mismo, abrir la puerta de entrada y la del patio interior o ventana de la habitación que dé a ese patio para facilitar el intercambio de aire caliente y frío, los dos polos opuestos de la casa.

1Recursos

Una vez ventilada la casa, para evitar que el calor y el aire caliente se instalen en nuestro hogar, se deben cerrar persianas, ventanas y cortinas para aislarlos de las altas temperaturas. Y si tienes toldos, bájalos también. ¿Sabías que con estas acciones tan simples se puede llegar a disminuir la temperatura en casi seis grados?

2Recursos

Al igual que cuando llega el calor te cambias de ropa y usas colores y tejidos más frescos, sustituir o quitar algunos de los textiles de tu casa también ayuda a reducir la sensación térmica. Así que aquí la primera recomendación es fuera alfombras. Cuando lo hagas, aprovecha la oportunidad para hacer una buena limpieza del suelo, barrerlo bien y fregarlo después con productos Las 3 Brujas, según sea el tipo de superficie que tengas en tu hogar: si es parquet o suelo laminado, el limpiador concentrado Madera; para cualquier otra superficie puedes emplear el limpiador concentrado o el limpiahogar desinfectante Limpiazul.

También es una buena medida para refrescar la casa fregar sus suelos por la mañana, incluidos los de terrazas y balcones si los tienes, especialmente si son cerámicos o duros. Es otra forma efectiva de bajar la temperatura.

3Recursos

En cuanto a los tejidos: si tienes cortinas pesadas, lo mejor será retirarlas en cuanto aparezca el calor intenso. Deja solo visillos finitos y de colores blancos o muy claros. Los mismos colores que deben vestir tus cojines y tapicerías. Incluso también puedes emplear los de motivos florales. Dan más ligereza a todo, menor sensación de calor y se calientan menos. ¡Ah, y algo tan simple como poner en tu cama unas sábanas de algodón verás cómo mejora tu descanso por la noche!

Ya que hablo de vestir la casa, un recurso algo menos conocido pero también interesante que además de decorar refresca, es poner más plantas de interior. El Aloe Vera, Lazo de Amor, Ficus, Sansevieria y Helecho de Boston, no dudes que reducen la temperatura, purifican y humidifican las habitaciones y los ambientes donde las tengas puestas.

4Recursos

Otro consejo consiste en cerrar durante el día las puertas de aquellas habitaciones que no se usan y aquellas en las que el sol tiene un impacto directo. Evitarás también que se “desperdicie” por ellas el aire que circula por el resto de la casa.

Y podrá parecerte algo banal, pero poniendo la lavadora y el lavavajillas durante la noche evitarás sumar el calor que generan al de las horas más calientes del día. Una alternativa por si producen ruidos molestos en horas de descanso es planteárselo al contrario: dejar que hagan sus tareas por la mañana y cerrar la puerta de la cocina para impedir que el aire caliente que generan pase al resto de la casa.

Por último, si has logrado llegar más o menos a salvo a la noche, será el momento de abrir todo de nuevo y de dejar que se refresquen todas las estancias de la casa en las que se ha acumulado el calor durante el día.

5Recursos

Bueno, ya ves que aunque aprieten las temperaturas, siempre hay recursos para hacerte los días de verano más llevaderos. Y yo estoy aquí como siempre para encontrar soluciones y traértelas. Síguelas y no dejes que el calor te derrote.

Ese invitado que no parece irse nunca

Hay años en los que el frío es como ese invitado que llega para unos días y resulta que semanas después todavía sigue en tu casa e incluso ha puesto el cepillo de dientes en el vaso del baño junto al tuyo. Y es que a pesar de que el mes de febrero está a la vuelta de la esquina, el frío sigue estando entre nosotros.

Por eso, en el post de esta semana vamos a darte unos cuantos consejos sobre cómo combatir el frío y sobre cómo llevarlo de la mejor manera. ¿Cómo se debe vestir en invierno? ¿Cuáles son los artículos básicos para protegerse del frío? ¿Qué significa vestirse en capas? ¿Qué materiales son los más indicados para conservar el calor corporal? Todas estas preguntas las contestaremos en las próximas líneas, así que estad atentos.

Los siguientes consejos ayudarán a entender la dinámica de vestirse apropiadamente para defenderse del frío y disfrutar del invierno:

Usa capas de ropa y de buena calidad


El consejo de oro para salir de forma abrigada y funcional durante el invierno consiste en colocarse la ropa en capas. Con esta técnica se controlan el frío y la humedad y se conserva el calor corporal.

En general, se aconsejan tres capas, aunque también dependerá de la actividad que vayáis a realizar. Si se llevan pocos artículos, el cuerpo se enfría de inmediato. Si se portan demasiadas prendas, se suda tanto que la ropa se humedece y hasta se pesca un resfriado.

Por tanto no se trata de ir vestido con más capas que una cebolla, sino que las capas que llevemos nos resguarden bien del frío y sean de buena calidad.

POST_ENE18_S3_500x500-1

 La cabeza y las extremidades siempre bien protegidas


Si la cabeza, las manos, los pies y la cabeza no están bien protegidas, el frío acabará llegando a nuestro cuerpo. Y es que es de suma importancia protegerse la cabeza contra el frío, el viento y la humedad con un buen gorro que tape hasta las orejas. Este, por lo general, se lleva debajo de la capucha impermeable que suelen tener los abrigos de invierno. Pueden añadirse orejeras, según el gusto y nivel de calor que se desee.

Por otro lado, resulta imprescindible una bufanda, la cual impide que el frío se cuele por el espacio que dejan los abrigos a nivel del cuello.

En las extremidades superiores e inferiores también puede adoptarse la técnica de las capas, si conviene. Os recomendamos que las manos nunca queden al descubierto. Para ello la calidad de los guantes que elijamos será de vital importancia.

Por último los pies. Es importante que estén siempre bien protegidos. Hay quien elige calcetines de lana o los de tipo montaña, pero los hay también los que eligen llevar doble capa. Los primeros, delgados y ajustados al pie para absorber el frío, y los segundos, preferiblemente de lana, merino u otra fibra natural o sintética, para cumplir una función de aislamiento térmico.

La atención a las extremidades es una prioridad, pues la sensación de frío comienza muchas veces por unos pies y unas manos mal abrigados.

 POST_ENE18_S3_500x500-2

Unos buenos zapatos de invierno

Decíamos ahora que tener los pies calientes es importante. Y al igual que los calcetines, el calzado es un elemento indispensable a la hora de conservar el calor.

Comprar buenos zapatos de invierno es la garantía de confort y protección para caminar sobre la nieve. Normalmente, se usan botas, cuyos modelos y materiales de confección varían dependiendo de la actividad. En todos los casos, las botas de invierno deben ser impermeables, de lo contrario incumplirán su función de aislante térmico.

Y para los más deportistas, recomendamos botas amplias, suelas gruesas y, por lo regular, de goma o materiales aislantes. Que ofrezcan máxima comodidad y mantengan el calor del pie. Generalmente, os recomendamos una talla mayor a la normal para resguardar el pie hasta con dos capas de calcetines, si es necesario.

POST_ENE18_S3_500x500-3

Outlet y tiendas de segunda mano

 

Para algunos de vosotros, adquirir los artículos de invierno puede convertirse en una inversión excesiva. De forma que, si contáis con un presupuesto limitado, la solución puede pasar por comprar buenos artículos de segunda mano en tiendas especializadas. Sobre todo, los abrigos y prendas de la capa externa, que suelen ser los más costosos.

Si seguís todos estos consejos será más fácil que os mantengáis calentitos pero además, mientras trabajáis, estudiáis o estáis en casa recordad estar cerca siempre de una buena calefacción.

Que la magia de la Navidad inunde tu casa

Si estas Navidades vas a ser anfitriona de alguno de los eventos que durante estos días se celebran y, por supuesto, quieres que tus invitados queden hechizados con tu hogar, simplemente debes seguir estos sencillos trucos mágicos que te cuento a continuación:

Crea un comando de limpieza.

Avisa a toda tu familia de que la magia de la Navidad no llega por sí sola al hogar, que primero hay que invitarla y después hacer que se quede y que, para todo ello, necesitas de su colaboración. Recuerda que todos pueden colaborar y que no hay excusas que valgan.

Toddlers having fun washing dishes

Limpieza a fondo.

Desde la despensa hasta los cajones del mueble del televisor, pasando por los suelos del salón, de las habitaciones y de la cocina. Para ello puedes utilizar estos limpiadores de Las 3 Brujas: Multiusos, Madera Limpiador Concentrado y Mármol Limpiador Concentrado.

Cristales impecables.

Para que los brillos que desprenden tus vasos y copas estén en armonía con los brillos de los cristales de tus ventanas te recomiendo que utilices el Limpiacristales de Las 3 Brujas.

Mature woman cleaning home, washing windows

Baños relucientes.

No dudo que tus baños estén bien limpios pero como estos días vas a tener muchos invitados en casa y seguramente los utilicen, no está de más que los limpies en profundidad. Para ello te recomiendo el Limpiador Baño Desinfectante de Las 3 Brujas que, con su pistola pulverizadora, acaba con gérmenes, bacterias y restos de cal.

Relájate y disfruta.

Una vez tienes la casa lista, la comida preparada y los invitados en la mesa, es momento de disfrutar el momento y de dejarse llevar. ¡Solo espero que pases unas fiestas tan mágicas como felices!

Feet of unrecognizable woman in woollen socks by the Christmas fireplace. Winter and Christmas holidays concept.

Que tu casa empiece 2017 brillando

Se acaba el año, un 2016 que ha hecho todo lo posible por hacernos felices. Y se lo agradecemos esperando que el nuevo año llegue con la misma filosofía.

Por ello, ¿qué te parece si recibimos el 2017 empezando desde cero y con las energías cargadas? Y dentro de esa preparación para el nuevo año, no puede faltar la limpieza general. No te vamos a decir cómo limpiar, eso seguro que tú lo sabes de maravilla, lo que sí te vamos a dar son unas pautas para que te resulte más cómodo.

El cambio de aire: ventila tu casa. Antes de empezar a limpiar, abre todas las puertas y ventanas, que el aire fresco llegue a cada rincón y que las malas energías salgan para que limpies tu hogar con optimismo. 

ventila-casa

Trabajo en equipo. Al grito de “Esta casa, la vamos a limpiar” haz que esta limpieza sea un momento de diversión en familia, sois un equipazo. Reparte la tareas a cada una de las personas que están en la casa. Si tienes hijos, una buena idea puede ser que ellos mismo limpien su habitación, será más rápido y más eficaz, están en terreno conocido. 

trabajo-en-equipo

Cada habitación necesita un tipo de limpieza. Como bien sabes, cada habitación tiene su propia forma de acondicionamiento. Y los productos que usas son diferentes. Por eso Las 3 Brujas te ofrecen una amplia gama de productos de alta calidad para que limpies el baño, el parqué del salón, las encimeras, los cristales… para que 2017 empiece a ser mágico desde el principio.

cada-habitacion-diferente

Limpia el refrigerador. Aprovecha el Año Nuevo para que la nevera vuelva a lucir 365 días más. Desconéctalo y saca toda la comida. Y límpialo para que en 2017 te ayude a alimentarte bien. 

refrigerador

Ambienta. Cuando hayas terminado de limpiar la casa, ¿qué te parece darle un toque hogareño con inciensos? Nosotros te proponemos de canela o de manzana.

ambienta

Planes en casa vs. sofá y manta

Hay que reconocerlo, en noviembre los días son más cortos, el tiempo no es demasiado amigable y eso nos puede llevar a una cosa: quedarnos en casa. Da pereza salir. Muy bien, quédate en casa. Pero eso no tiene por qué suponer ser un mueble más de la casa, exactamente el que está encima del sofá con una manta. 

En casa hay un montón de cosas por hacer.

Los metros cuadrados de tu casa te ofrecen un montón de opciones para que podamos estar entretenidos y no tengamos la sensación de que se nos pasa el tiempo sin hacer nada. Por eso te hacemos una serie de recomendaciones, elige la que más te guste o úsalas todas:

 

Un buen libro

 

Todo un clásico, pero pocas cosas te aportan tanto y te distraen de una manera infinita como meterse en una historia párrafo a párrafo, capítulo a capítulo. Intriga, historia, curiosidades, romántico, terror… tantos temas como ganas tengas de leer.

Si te decides por la lectura, te damos algunas recomendaciones:

Morir bajo tu cielo, de Juan Manuel de Prada

libro 1

El balcón en invierno, de Luids Landero

libro 2

Antonio Garrigues Walker, de Carlos García-León y Borja Martínez-Echeverría

libro 3

Ejercicio: quema calorías antes de ingerirlas

ejercicio

Si te da pereza salir para ir al gimnasio en un día de frío y lluvia, no vayas, entrena en casa. Hoy en día no es necesario ir al gimnasio para entrenar duro. Puedes hacer sentadillas mientras ves el telediario, fondos o push ups (para los más modernos del lugar) apoyado en una silla, saltar a la comba, (que detrás de correr es el ejercio cardio más efectivo)… en fin, querido lector, lo sentimos, un día de inclemencia climatológica no es excusa para no moverse y dejar de estar en forma.

Planifica tu próximo viaje

 planifica viaje

Si te quedas en casa que te sea rentable para hacer cosas, esa es la idea. Por ejemplo, puedes planificar un fin de semana rural. Ver destinos, combinándolos con el del tiempo para escoger el mejor lugar, buscar y reservar alojamientos, diseñar las rutas de menor densidad de tráfico, encontrar los lugares de paso que merecen una pequeña parada… Gracias a pensar en todo y a verlo en imágenes durante nuestras búsquedas en guías o en Internet, nos sentiremos casi como si ya estuviésemos viajando. 

¿Y qué tal algo como “manitas” de la casa?

manitas en casa

Coincidirás con nosotros, que en una casa siempre hay algo que hacer. Reparar esas láminas del parquet que de repente empezaron a “bailar”, hacerle frente a los cristales empañados por el frío, si tienes suelos de mármol quitar esas manchitas que dejan los zapatos y que una vez que las ves no se te van de la cabeza…

Para todas estas pequeñas grandes batallas que en un día de lluvia vas a librar te recomendamos un poco de ayuda, te proponemos que te dejes ayudar los productos para cada superficie de Las 3 Brujas. Para el parquet, el específico de madera; el limpiador de mármol para el sueo; y el de cristales para combatir las manchas en el vidrio empañado por el frío. Con un poco de magia, tu casa como nueva.

 

Hasta aquí los planes para hacer cuando el tiempo no nos deja salir de casa y no queremos ser esclavos de la manta y el sofá.

Mes de los cambios en casa

Me pasa cada otoño que es cambiar la hora y me entran unas ganas irrefrenables de cambiar el orden de las cosas en el salón, de comprar algún mueble y empezar a ambientar cada rincón. Todo para recibir esos días que son más tristones, pero que te permiten tener más sensación de hogar.

Y para ello te propongo hoy 4 ideas para “darle una vuelta” a tu casa este otoño. ¡A ver qué te parece!

Decora con piñas. Es habitual verlas caídas de los árboles y, sin embargo, su utilidad en casa es bastante amplia para decorar. La última tendencia es usarlas a modo de guirnalda para crear un ambiente otoñal dentro de tu hogar. Para personalizarlas y poderlas conjuntar con el estilo de tu casa puedes pintarlas creando un pieza decorativa. Y todo con unas piñas que hace unas horas no tenían gran utilidad.

500x500_Octubrepinas

Mueves los sofás y tu salón es nuevo. Otro tópico: vuelves de vacaciones y de repente necesitas un cambio en la decoración de tu casa. Pues yo te doy una solución económica de verdad, no tendrás que gastar nada, solo usar tu creatividad. Por ejemplo el salón, ¿sabes que si mueves tus muebles con inteligencia le puedes ganar espacio? Siente esa sensación de salón más amplio moviendo el sofá, cambiando de sitio la estantería y ubicando mejor la mesa de centro. Ahí tienes deberes, pon a prueba tu ingenio.

500x500_Octubresillon

Parqué limpio, parqué nuevo. Seguimos con la idea de darle una vuelta a tu casa y empezar estación con la sensación de estrenar hogar. Por ello, vamos con el parqué. Si ya hemos movido los muebles de sitio y su resultado es diferente, completemos esa sensación con el brillo de pies a cabeza. Vamos a devolverle el brillo y el aroma a madera tratada con el producto de Las 3 Brujas específico para parqué. Caminarás sobre un suelo nuevo, con un salón nuevo… de repente en otoño tu casa será diferente.

500x500_Octubreparquet

¿Se puede decorar con velas? Pues sí. Sus aromas crean la armonía en cada estancia de tu casa. De repente tus habitaciones se convierten en una ruta de aromaterapia: el salón con olor a jengibre y cardamomo, el baño a canela, tu dormitorio a nuez moscada, el cuarto de los niños a la flor de anís… Todos estos aromas combinan a la perfección con las fragancias de los productos de Las 3 Brujas, para que tengas una casa perfecta en cuanto aroma y cuidado.

500x500_Octubrevelas